¿Cómo puedes controlar o contener la volatilidad que se refleja en los incidentes de las tecnologías de la información?

¿Cómo reducir los incidentes de TI en tu empresa?

 

Como todo en la vida, la economía y las finanzas no están exentas de riesgos producidos por el azar de las decisiones humanas y de los hechos externos que sacuden la estabilidad de los sistemas de distribución de bienes, mercancías y servicios. En el caso de las nuevas tecnologías, también son susceptibles de recibir ataques externos como consecuencia del espionaje informático que practican algunas empresas bajo el sesgo de la competencia desleal, una característica propia de la dinámica moderna del mercado.

Entonces, ¿cómo puedes controlar o contener esa volatilidad que se refleja en los incidentes de las tecnologías de la información?

Es necesario contar con una solución tecnológica online, que permita registrar todos los incidentes, investigarlos, formular acciones correctivas y hacer seguimiento de ellas para garantizar la efectividad y la mejora continua del sistema. Esto implica que se crea una base de datos especial para registrar y monitorear la evolución de cada problema logístico-operativo derivado de algún factor externo. Por lo tanto, la supervisión de cada etapa de la gestión y control de inconvenientes está enfocada en la conformación de una barrera digital que encripte los datos o los resguarde en la nube para evitar filtraciones que beneficien a la competencia.

La gestión de incidencias de TI con el apoyo de un software de gestión ISO online hace posible implementar acciones preventivas necesarias para reducir o eliminar la recurrencia de los incidentes.

Consiste en jerarquizar las incidencias y caracterizar cada una con una gama de sugerencias aportadas en tiempos real por equipo y la junta directiva mediante la base de datos que agrega, en una especie de tabla o baremo, datos y estrategias ligadas a la protección de la información, la actualización de softwares, la optimización de redes corporativas de Internet, la conexión genérica, la cartera de aplicaciones complementarias, etc., pues no todos los incidentes provienen de un hackeo foráneo.

La gestión de incidencias automatizada ayuda a obtener un filtro que priorice los riesgos de acuerdo con su potencial del impacto. La automatización de cada evento de contingencia es fundamental para agilizar la resolución de problemas mediante el trabajo en equipo. Así, se identifican incidentes menores que se pueden corregir de inmediato, lo cual generaría un importante rendimiento del tiempo de trabajo a fin de facilitar la gestión de tareas en el core del negocio. Solo las cuestiones sistémicas que plantean un alto riesgo de seguridad se investigan a fondo en el proceso de acción correctiva, es decir, reducir la magnitud de cada inconveniente permite contener cualquier nuevo surgimiento de fallas internas por error humano o inestabilidad financiera.

Durante el proceso se determina la causa raíz de un incidente para que se puedan tomar las medidas necesarias para corregir el problema y evaluar la efectividad de las medidas, que podrían consistir en una batería de elementos de contingencia tales como: la inspección técnica de las aplicaciones, la creación de firewalls y cortafuegos sobre cualquier amenaza externa.

La gestión de incidencias automatizada debe producir informes y datos para promover la mejora continua. Los informes de seguridad son esenciales para determinar el rendimiento de los mecanismos de protección y su eficacia contra cualquier ataque o blackout en la configuración de los instrumentos corporativos. Esta información, que es necesaria para el seguimiento de los incidentes, permite establecer tendencias e identificar la causa raíz de los problemas, aplicar acciones correctivas si es necesario y, en última instancia, reducir el riesgo asociado que genera recurrencia y reincidencia en el surgimiento de problemas operativos.

Estos informes brindan la posibilidad de crear copias de seguridad en cada informe de negociaciones o transacciones para contener una potencial vulneración de las bases de datos convencionales. Proteger la información y la estabilidad funcional-estructural de la empresa, es proteger el futuro financiero del negocio y del equipo humano que lo integra.

En Kenos lo hacemos y podemos ayudar a tu empresa a reducir sus incidentes y automatizar tareas repetitivas para hacer más efectiva su área de TI.

Abrir chat